Dentro del vastísimo repertorio en que los animales son protagonistas, Languedoc elige para este programa algunas obras de Francia, España e Inglaterra, en su mayoría de la Edad Media, intentando dar una idea de la fascinación que el mundo animal despierta en el espíritu creador de los poetas y músicos de la antigüedad.